¿Qué son las Estrategias Metodológicas?

El proceso de aprendizaje está lleno de grandes retos que deben ser afrontados correctamente, para así asegurar el éxito. Para enfrentar estos desafíos existe una larga lista de estrategias metodológicas que puede aplicar el docente, para que sus alumnos saquen provecho de cada clase y de las enseñanzas que estas imparten.

¿Qué son las Estrategias Metodológicas?

Las estrategias metodológicas son un conjunto de actividades que se planifican y organizan previamente por el docente, estas permiten la construcción secuencial del conocimiento y el aprendizaje.

Estas actividades poseen unas técnicas específicas de aplicación y cada una de ellas tiene un propósito específico. Esto indica, que las estrategias metodológicas deben ser aplicadas de acuerdo a un estudio previo que se haya hecho del grupo de estudio, para conocer cual funciona mejor al caso.

Las estrategias metodológicas son muy variadas y se refieren directamente a la forma en cómo va a ser impartida una enseñanza. Su función es organizar el contenido de una manera tal, que permita al estudiante el comprenderla fácilmente.

Ejemplos de Estrategias Metodológicas

Para hacer uso de cualquiera de estas estrategias es fundamental que el profesor conozca muy bien la dinámica del grupo, tenga autoridad dentro de él y sepa manejar las estrategias. También es importante que abra su mente e intente implementar formas distintas de enseñanza.

En general, las podemos clasificar en 4 tipos, aquellas estrategias que están diseñadas únicamente para organizar el contenido de una enseñanza. Otras estrategias sirven para que el docente identifique los conocimientos previos que posee el estudiante.

Otras reflejan el modo en que se organizarán las propuestas de aprendizaje y los lapsos de tiempo que tomará cada una, y por último, están aquellas estrategias que permiten organizar los espacios de aprendizaje para que sean idóneos.

Lista de estrategias metodológicas

Existe una amplia lista de estrategias metodológicas que un docente puede usar con su grupo de estudios. Dependiendo de la edad, la temática, la sincronizada y muchos aspectos más, se pueden usar una, dos o más estrategias a la vez. En esta oportunidad te mencionaremos las tres estrategias metodológicas más eficaces.

Método Heurístico

Este método es el más clásico, es conocido como “el arte de la discusión” y se trata de un sistema en el cual el docente debe ser el canal por el cual se hacen preguntas relacionadas al tema central y los estudiantes responden, generando a su vez una discusión guiada para llegar a una verdad.

Método de la discusión o el debate

Este método se diferencia al anterior simplemente porque tiene una filosofía de desarrollo diferente y por los resultados que ofrece. Con este método, el docente no facilita ningún tipo de información, ni realiza tantas preguntas.

El profesor únicamente se encarga de velar por que la discusión se mantenga dentro de los márgenes permitidos y de orientar a los alumnos para que ellos mismos logren el descubrimiento progresivo a través de preguntas que responden otros compañeros, investigaciones, reflexiones, conclusiones, entre otros.

Método Lúdico

Es conocido como el método que busca lograr el aprendizaje a través del juego, para esto, se implementan varias actividades que vayan hacia el fin deseado. Es un método bastante efectivo, porque conjuga una experiencia única con el disfrute y la enseñanza.

Generalmente, este método es usado en niños o adolescentes, pero el docente debe tener en cuenta que, de acuerdo a la edad los juegos deben variar. De 3 a 6 años, los juegos deben enseñar a través de experiencias sensoriales y motrices. De 7 a 12 años, deben incluir habilidades cognitivas como la imaginación y la creatividad.

Sin embargo, el método puede ser aplicado en adolescentes mayores de 12 años y en adultos, pero los juegos deben incluir detalles como el razonamiento, la lógica, la competencia, entre otros.